Soy una de esas mujeres que prefirió volverse fuerte antes de que la vieran como una mujer debil o rota y en algún momento me volví salvaje e indomable, de las que prefiere que la critiquen porque no se detienen ante nada, y es que ya me pisaron bastante y ya no me pisa nadie.

Soy poco discreta en ciertas cosas y mucho en otras, amo el silencio en algunos momentos y en otros el alboroto, amo la compañía como amo la soledad y cada una tienen su momento y su lugar, me ha costado mucho tiempo ser una persona segura de mí misma pero hoy estoy completamente segura de quién soy de dónde  vengo, a dónde voy y sobre todo a dónde no regresaré y si te rompo cualquier esquema es un problema tuyo, no mío.

En algún momento, en algún lugar tuve el corazón roto y lleno de golpes, pero todo se supera y hoy soy la mujer de mi vida.

Perdona que no me preocupe por ser algo más en la tuya es que estoy muy ocupada recomponiendo la mía.

Aun así sonrío siempre a la vida y prefiero que vean mi sonrisa antes que todas mis lágrimas y me las trago literalmente.

Soy de esas mujeres… que… ¡ay si yo te contara qué tipo de mujer soy! No ibas a tener tierra tú para huir.

Soy la excepción que confirma la regla y de las que marcan la diferencia soy una de esas únicas en su género… y no me importa que me digan nada sobre la falsa modestia porque aún sabiendo mis límites, pues no soy nadie, sé bien que si le prestara mi camino y mis zapatos a más de alguna que tanto me critica y a más de uno que me mira de manera que poco me importa ella se volvería loca y él no lo superaría el pobretón.

Soy una de esas mujeres que si te mira es quizás por curiosidad más que por deseo, así que no te canses de hacerte el machito y hazte un favor, no quedes mal delante de tus amigos que no me interesa nada un pavo real.

Soy una de esas mujeres que no le interesa nada tu charla trivial sobre moda y cuchicheos sobre otras personas porque me quedas lejos con tus moralinas sobre tus patéticas normas cuando no sabes las reglas básicas de educación y respeto.

Soy.


Si te ha gustado tienes otras publicaciones para leer en:

Voy pasando páginas

©Victoria de la Fuente

Cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia

los  hechos  aquí relatados y los personajes

son invención de la  autora

¡NO OLVIDES COMPARTIR EN TUS REDES SOCIALES SI TE HA GUSTADO!

Fuente de la imagen Pixabay