Quizás ahora te veas como un ser pequeño, como un ser maldito, o negro, pero no lo eres, quiero que sepas que volverás a hacer mil cosas en tu vida, volverás a hacer mil cosas con tu vida, aunque ahora no lo veas claro, o lo veas oscuro, es posible que estés hundido, pero yo estuve ahí, en un pozo muy profundo y te digo que volverás a reír a carcajadas de las de verdad, y volverás a soñar sueños de los que se sueñan con los ojos abiertos, y volverás a sentir que te explota el corazón de alegría, ternura y amor en algún momento al conocer a alguien nuevo.

Volverás a ser feliz, a ver la vida de modo positivo.

Pero por ahora tienes un trabajo que hacer, tienes que perdonarte por los juicios que te haces, incluso los que te haces inconscientemente.

Tienes que perdonarte por cada paso que diste en el pasado y del que te arrepientes, por cada paso que te salió mal, por cada lío en el que te metiste, o peor aún, por cada lío en el que dejaste que alguien que amabas te metiera y ya en un principio atisbabas el final como un verdadero follón.

Nada regresará a la normalidad, o a lo que tú entiendas como normalidad, porque antes tienes que crecer, tienes que evolucionar de alguna manera, tú no puedes ni debes empequeñecerte más.

No permitas que nadie te someta.

Si tienes una opinión contraria a la de otra persona no tengas miedo de exponer tu opinión, pero hazlo con educación, con buen tono, con sensatez, de forma que sea irrebatible, porque la opinión es como el culo, todo el mundo tiene una y tú puedes exponer la tuya, aunque el culo no.

Y si la persona que tienes delante no te permite exponer tu opinión es que esa persona no es para ti, no debería estar en tu camino.

Deja de ser un ser tóxico. Libérate de esos pensamientos negativos y de quien te los haga sentir.

Deja de forzar situaciones que con tantas señales el universo te dicen que no son para ti.

Deja de ponerte tú siempre el último o la última, porque quizás debas ponerte en primer lugar, porque si tú estás bien  todo estará bien en tu entorno, en tu casa, tu hogar, en tu negocio y en tu familia.

Deja de torturar tu cuerpo, deja de sobrellevar la furia, el sufrimiento y el estrés.

Si acaso tienes  un sentimiento negativo busca la forma de gestionarlo, sácalo de ti por medio de actividades buenas como el deporte .

Debes darte cuenta de que sentimientos como la furia, el sufrimiento, el estrés, la preocupación, son todos ellos sentimientos negativos que cargas de forma innecesaria, te han inculcado que debes ser así, pero es falso, además estos sentimientos negativos enferman.

La elección es tuya.

Por todas estas razones más las que obtengas dentro de ti que eres único y especial deberías amarte cada día y reconocerte como el ser maravilloso y fantástico que eres.

Recuerda al despertar que cada día hay tres ingredientes que no pueden faltar en tu aventura de vivir:

  • AMOR
  • GRATITUD
  • BONDAD
  • VERACIDAD
  • LEALTAD, tanto para contigo mismo como para con aquellos que amas.

Cuando logres ver la vida de esta manera verás que tú y tu propia vida cambia, así como cambia la forma en la que te relacionas con determinadas personas, y sobretodo la forma en la que interactúas con las personas que son tóxicas, porque ya no permitirás que te molesten sus actitudes ni sus acciones, ni siquiera cuando las hagan a propósito.

Tienes que perdonarte por juzgar a los demás, pero sobretodo tienes que dejar de hacerlo, porque cuando juzgas a los demás por la ley del espejo estás juzgándote a ti mismo, tienes que imaginar tu mano apuntando con tu dedo índice a alguien cuando le estás juzgando por lo que sea, ¿lo ves? Tu puño cerrado tiene tres dedos que te señalan a ti.

Juzgar a los demás no te va a llevar a ningún buen puerto, porque cuando juzgas no estás variando la posición del que hace eso que te molesta, nada cambia.

Juzgar es criticar. La mayoría de las veces.

Y cuando criticas a alguien delante de los demás lo que consigues es que ellos se pregunten si harás lo mismo cuando ellos no estén.

De ese modo te condenas a ti mismo a una vida de soledad o de criticas, porque atraemos aquello que somos inevitablemente.

¿Te suena esa frase de “dinero llama dinero”?

Pues funciona igual para el resto de cosas.

Mierda atrae mierda, criticones atraen criticones, populares atraen populares… y así con un largo etcétera.

Pensando y actuando en un modo positivo, con amor y bondad, desterrando aquello que sea corrupto, corruptor, tóxico o malvado, verás que terminas por tener una vida más sana y positiva.

IRENE CARA – What a feeling OST Flashdance

Si te ha gustado tienes otras publicaciones para leer en:

Voy pasando páginas

©VictoriadelaFuente2018

¡SI TE GUSTA COMPARTE EN TUS REDES SOCIALES!

Imagen en Pixabay